¿Postergaste salir con tus amigos, no comenzaste la nueva dieta esta semana, no hiciste el viaje de tus sueños, no jugaste lo suficiente  con tus hijos durante estos días?

 

Seguramente, podemos enumerar muchísimas cosas que nos han quedado pendientes.

Así pasan las horas, días, y sumamos momentos vacíos a una existencia que se empieza a extinguir.

Estar vivo, no es solo la conjunción biológica de órganos que funcionan en el cuerpo.

 

Vivir  se trata de que los momentos, horas, y días, tengan un verdadero significado.

 

Si tienes la posibilidad de mirar atrás, repensar sobre las desilusiones, y dejar de culparte, te aseguro que sí puedes lograr aquello que te ha quedado pendiente.

 

Sabes, es importante ordenar los horarios que asignas a cada actividad y respetarlos, de esa forma podrás realizar todo lo que te propongas.

 

Mi mamá me enseñó mucho sobre eso y te lo comparto ahora, después de almorzar me decía: vamos a lavar los platos en 10 minutos, y me estructuraba la tarea paso a paso y luego lo hacíamos como desafío.

 

Hoy en día que soy ama de casa y hago todas las tareas de mi hogar, para  llevarlo a cabo pienso: en una hora haré tales y cuales cosas. Y así puedo cada semana cumplir con el gimnasio, la escuela, la orquesta, mis amigos y este blog!!!

 

Lectura Recomendada  Quien más sabe, mejor enseña

No te rindas, no te detengas, cada segundo vale.

 

Recuerda, nunca es tarde para cumplir tu sueño, saca la guitarra del placard y comienza otra vez!

 

Con todo mi cariño, Emilce.